CONTENIDOS

Translate

EnglishFrench German Spain Italian DutchRussian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified mesajes de amor y amistadtraductor banderas blogdocumentalesxo descargar un link

lunes, 31 de octubre de 2022

Cita con la Vida

Somos un instante, una cita con la vida a la que acudimos por imposición. Y sin embargo, inmersos ya en ella, nos aferramos como se aferra el enamorado a una novia tóxica que hiere y bendice a capricho, que fustiga y regala efímeros momentos de placer. El enganche es total. ¡Es tan bella, tan excitante! ¿Cómo resistirnos a su delirante juego? 
Tan breve como extensa, tan ácida como dulce, tan metódica como imprevisible, así es la cita que la vida nos concedió sin darnos opción a réplica. Por sus virtudes, por todas sus imperfecciones es que nos negamos a ser, tan solo, el instante que nos dispensa. 

En momentos de cruda lucidez somos conscientes de que esa novia ponzoñosa nos abandonará un día, que llegará el momento del ocaso en la tormentosa relación, que nos dará la patada, que la cita acabará como todo aquello que tiene un principio. Mientras, ella, como si no le afectara nuestra ausencia, continuará alentando que otros se hagan la ilusión de ser eternos.
No lo pensamos demasiado, pero lo sabemos a ciencia cierta y aún así, la perdonamos. La amamos. 
Asumimos a regañadientes el derecho que todo ser vivo tiene a disfrutar de un encuentro con la más guapa. Y para que lleguen otros, para que se concierten nuevas citas, la nuestra debe concluir. ¿Lo asumimos? Acaso sí, acaso no todos, quizá no del todo. Impuesta o no, pocos desean que en su apasionante encuentro llegue el momento en que doblen las campanas que un día repicaron de gozo. A pesar de patalear y dejarnos la garganta en el camino, aunque en ocasiones el corazón salte desbocado o a punto de detenerse;  aunque estemos deseando que se acabe el viaje en esta nuestra montaña rusa desenfrenada. 
"Denos usted un poco más de tiempo, señora, no queremos perdernos nada. Somos masoquistas, queremos beber la pócima aunque nos envenene poco a poco entre terribles dolores y breves alivios". Solo cuando nuestra cita empieza a convertirse en una gincana en la que nos sentimos demasiado desorientados, cansados, desmotivados y en inferioridad de condiciones, claudicamos y aceptamos.

Porque la alternativa a la vida es una incógnita, un misterio que nos aterra desvelar. Una puerta cerrada donde debemos abandonar nuestra maleta de fin de semana, en la que paradójicamente cabe todo lo que fuimos, para que se nos permita recorrer el tramo final de un pasillo rumbo a lo desconocido.
Y es entonces, frente a esa puerta, cuando nos damos cuenta de lo poco que pesa nuestra maleta, de lo pequeña que es, del poco valor de su contenido. 
Y es que solo fuimos un instante, pero nos creímos perpetuos, o lo que es peor, imprescindibles.

A. Sefern

Que paséis una feliz noche de Halloween, día de Todos los Santos y Difuntos. Disfrutad mientras la cita continúe. 

8 comentarios:

  1. Conmovedora descripción. Sublime, como siempre.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Espero que tu noche de Halloween fuera genial Nena.

    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Bueno, normalita. Besos, Conchi.

    ResponderEliminar
  4. Me ha gustado mucho como expresas nuestra cita con la vida y es verdad que es un instante aunque nos creemos eternos porque la vida pasa muy deprisa.Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra saber que te ha gustado, gracias. En efecto, la vida pasa muy rápido; sobre todo, en los momentos en que somos felices🙂Besos

      Eliminar

La crítica será bien recibida, siempre y cuando esté basada en el respeto que cualquier trabajo se merece.